Marito confirmó en conferencia de prensa que sigue viviendo en un termo. Hablo mucho y no dijo nada.

Marito confirmó en conferencia de prensa que sigue viviendo en un termo. Hablo mucho y no dijo nada.

Marito, tras casi una hora de conferencia de prensa en el palacio de López se refirió a las obras de su gobierno, habló sobre las rutas asfaltadas, los puentes que se están construyendo y por supuesto le culpo al COVAX y a la OPS por no tener aún las vacunas. 

En ningún momento hizo un mea culpa, bueno tímidamente ya casi al cierre de la conferencia a la que él llamó “mesa de trabajo”. Dijo y citó textualmente: “si hay que pedir disculpas la pediremos” después en ningún momento habló acerca de su mala gestión frente al gobierno.

Aceptó el título de gobierno con mayor cantidad de juicios políticos en su contra, pero creo que detrás de ese mensaje de aceptación de dicha mención, hay uno implícito, el de admitir que es verdaderamente un desastre como gobierno. 

El presidente de la república debe echar a todos sus asesores comunicacionales. Hoy una vez más lo expusieron a hacer el ridículo al sugerirle que presentar los logros del gobierno en cuanto a infraestructura serían una buena idea para comunicar en medio de una crisis sanitaria, política y social que atraviesa el país.

Pensar que su entorno le está haciendo la cama a Marito en este momento no sería algo muy descabellado. Porque definitivamente sus asesores, o son muy malos y no manejan lo básico de la comunicación política o lo hacen a propósito para que la figura de Mario Abdo Benitez sea aún más debilitada de lo que ya es.

En su presentación de hoy, Marito habló de todo prácticamente, pero se olvidó de comentar algunas cosas que son muy importantes. Una de ellas, la falta de medicamentos. Su gobierno no tuvo la capacidad de prever esa situación. A pesar que todo indicaba que en cualquier momento los medicamentos como el atracurio o el midazolam podrían escasear. 

No hay que ser adivino para darse cuenta que en una pandemia los medicamentos pueden escasear.

En cuanto a las vacunas. Marito dio por sentado que covax no fallaría en la entrega, tuvo esta lógica en su razonamiento a pensar de tener el antecedente de que covax siempre nos falla año tras año con el suministro de la vacuna contra la gripe, solo por poner un ejemplo.

En una empresa para adquirir algún suministro, siempre se piden 2 o más presupuestos e indudablemente se negocian con varios proveedores. Pero esto no lo sabe Marito, y no lo sabe porque nunca trabajó en su vida. 

En fin así están las cosas en Paraguay. Un presidente que está cada vez más perdido y sigue rodeado de las personas equivocadas, que antes que ayudar a mejorar la comunicación y su imagen, lo que están haciendo es empeorar aún más.

Señor presidente, Mario Abdo Benítez. En nombre de esas personas que están haciendo polladas, hamburguesas y todo lo que sea necesario para salvar a su pariente. Por favor, haga bien su trabajo o dé un paso al costado por el bien de la democracia. Un buen demócrata es aquel que se da cuenta de que no tiene lo necesario para gobernar un país y decide darle espacio a gente más preparada. 

¿Te gustó? Compartilo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter

Radiopar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *